La cebolla

La cebolla

La cebolla

La cebolla

Clima y suelo
La cebolla  es una planta de climas templados, aunque en la primera fase de desarrollo soporta las heladas, pero para el crecimiento de los bulbos las variedades tempranas necesitan los días largos y cálidos de la primavera. Mientras que las variedades tardías, necesitan los días cálidos y largos del verano y otoño.

Es una planta muy poco exigente en cuanto a suelos. Incluso hemos de saber que cultivada en suelos poco fértiles se producen cebollas que se conservan mejor, aunque los bulbos no sean muy grandes. El suelo más adecuado para el cultivo de las cebollas es el suelto, rico en materia orgánica y no calcáreo. El PH óptimo es de 6,0 a 6,5.

Siembra
Se siembran las semillas de agosto a octubre para las cebollas tempranas que se recogerán de mayo a julio y se trasplantan de enero a febrero. Y se siembran las semillas de diciembre a marzo para las cebollas tardías que se recogerán de septiembre a octubre y se trasplantan de abril a mayo.

Riego y abonado
En el cultivo de la cebolla es importante la humedad del suelo. El primer riego se debe efectuar el día de la plantación. Después podemos regar cada 15-20 días. El número de riegos es más elevado en primavera o verano para las cebollas tempranas, mientras que los riegos serán más espaciados para las cebollas tardías durante el fin de verano y otoño, éstas se desarrollan durante el invierno y la primavera. La escasez de agua los últimos 20 días antes de la recolección favorece la conservación posterior del bulbo, pero produce un sabor más acre.

Para obtener bulbos grandes se necesitan tierras bien fertilizadas. Es mejor no  cultivar cebollas en tierras recién estercoladas, debiendo utilizarse las que se estercolaron el año anterior. La cebolla tiene un alto contenido en calcio, fósforo y potasio por lo que un fertilizante compuesto (N-P-K) de nitrógeno, fósforo y potasio les irá muy bien al preparar la tierra y posteriormente cuando se desarrollan los bulbos.

Cebolla verde

Cebolla verde

Recolección
Se realiza la recolección de las cebollas cuando las hojas empiezan a secarse. Se sacude la tierra de las raíces y se dejan dos o tres días en la huerta para que las seque el sol, dándoles la vuelta una o dos veces cada día.  Para la conservación durante el invierno, podemos hacer riestras de cebollas trenzando las hojas y colgándolas después en un sitio seco y fresco de la casa. También se pueden cortar las hojas y guardar las cebollas en bolsas de red.

Otras verduras, frutas y hortalizas: la cebolla,  las judías verdes,  la acelga,  el calabacín,  la lechuga,  la berenjenalas fresasel tomatela zanahoriael pimientoel pepinola calabazael melónel perejilel ajola chirivíacol y la berza comúnla sandíalos guisanteslos naboslos rábanoslas habaslas espinacasel maíz para palomitas.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Hortalizas y verduras y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a La cebolla

  1. Pingback: Melisa | lahuertaelhuerto

  2. Pingback: Los puerros | lahuertaelhuerto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s